«Sin agua no hay vida, ni desarrollo, ni progreso», Aguilar Morelli

El Cesar debe sentirse orgulloso de la pléyade de jóvenes talentosos que hoy residen en el exterior, desempeñándose con lujo de competencia bien en la cátedra, bien en empresas privadas multinacionales o en sus propios emprendimientos. Son jóvenes apreciadísimos por su buena formación (maestrías, doctorados, inclusive postdoctorado), pero infortunadamente pocos conocidos y aprovechados por su territorio nativo.

Enfoque Vallenato se ha dado a la tarea de ‘descubrirlos’ para tender puentes sólidos y fortalecer los lazos de pertenencia integracionista. Es vital saber qué piensan ellos y qué pueden aportarle al territorio, sobre todo en estos momentos difíciles y deficitarios de liderazgos, acaso porque nuestros jóvenes parecen distantes y apáticos en su vocación de relevo generacional.

Hemos descubierto algunos, pero faltan muchos. Cada semana publicaremos la opinión y el perfil de uno de ellos. He aquí la de Gustavo Aguilar Morelli.

– ¿Cuál es tu percepción de la situación departamental del Cesar?

Basta observar la cantidad de personas en los semáforos, durmiendo en las calles y la calidad de los servicios para darse cuenta de que hay cosas por mejorar. Albert Einstein decía: “la crisis es la mejor bendición para una sociedad, porque de ella nace la creatividad, la estrategia y la oportunidad”. Así que, si bien en el Cesar hay una situación crítica, también hay talentos y oportunidades valiosas para sacarlo adelante.

En lo económico, percibo un arraigo a la economía carbonífera. Cuando el mundo habla del Acuerdo de París y de la reducción de la huella de carbono en la industria para el 2030, en el Cesar aún se piensa en términos del carbón. El cual como fuente energética decae, junto a las regalías producto de su explotación en el departamento.

En lo ambiental, nuestros ríos Cesar y Guatapurí están muriendo y con ellos la ciénaga de Zapatosa. Y sin agua no hay vida, ni desarrollo, ni progreso.

En lo social, veo una involución hacia una sociedad en la que se interactúa menos con los otros, en la que se ha perdido el respeto y en la que hacen falta los Valores y la Cultura. Con líderes de cristal lejos de generar oportunidades, especialmente para muchos jóvenes que terminan atrapados por la delincuencia.

– ¿Valledupar ha valorado o reconocido tu talento?

Como Ingeniero eléctrico experto en automatización y robótica, en Valledupar pocos me conocen. En particular porque doy soporte técnico a robots de la empresa multinacional en la que trabajo. Y aunque el 80% de la clientela está en Norteamérica, en Colombia, azucareras del Valle, industrias en Bogotá, Barranquilla y Cartagena tienen nuestras máquinas. Y es motivo de alegría para nuestros clientes colombianos el descubrir que el ingeniero canadiense que soporta sus equipos es en realidad valduparense.

Ahora, como Físico es diferente, ya que en varias oportunidades he sido invitado a programas radiales para poner en términos sencillos y contarle a la audiencia cesarense sobre los nuevos descubrimientos en física y astronomía. Que son mi pasión.

– ¿Te has sentido marginado o desconocido por la dirigencia (política, gremial, empresarial, académica, etc.) cesarense?

Lo mío son los robots y la física de las estrellas, algo que dista de la dirigencia cesarense.

– ¿Cómo sueñas al Cesar y cómo crees que podría hacerse realidad ese sueño?

Sueño al Cesar agroindustrial, de vuelta a la Naturaleza, como despensa alimentaria nacional, con una infraestructura vial sin par y una sociedad con valores que acoge, respeta y quiere a los suyos y forasteros por igual (tal y como lo dice el poema mural de José Atuesta en el INSPECAM).

Pienso que el sueño se podría hacer realidad cuando los cesarenses empecemos a preocuparnos por fomentar los valores, respetar a los demás y a nuestro entorno. Y así como tenemos la música colombiana más reconocida internacionalmente, seremos entonces una sociedad ejemplar para nuestro país.

– ¿Podrías proponer alguna(as) salida(s) para superar esta encrucijada (política, económica, social, académica, pandémica) que padece el Cesar?

En lo económico, volver a lo nuestro es esencial: agricultura y ganadería. Y de paso, usar lo que se ha aprendido en tecnificación minera, para garantizar una infraestructura sostenible en nuestros campos.

Para mí, la base del futuro está en el agua, en especial en cuidar las cuencas del Cesar y Guatapurí. Y eso necesita educación, cultura y compromiso de los gobernantes. Sólo por citar 2 ejemplos: Barranquilla construyó un Malecón para admirar el Magdalena, y Montería se volcó al rio Sinú. Ahora, no está lejos el cuidar nuestro río Cesar y la Ciénaga de Zapatosa. Y no sólo volverlos fuentes de turismo ecológico sino también la fuente alimentaria regional. En la Gran Depresión, Franklin D. Roosevelt sacó a EEUU adelante a través del sentido de pertenencia y de la creación de infraestructura. Ahora, ¿por qué no hacer del Cesar no sólo la despensa regional, sino la autopista de Colombia gracias a su posición estratégica?

En lo social, hay que acercarse a la juventud a través de la educación, la cultura y el deporte. Duele ver a niños en drogas vagando por la ciudad, debido al abandono y la falta de sentido de familia.

Nuestro Cesar tiene todo al alcance de la mano para ser ejemplo de desarrollo en Colombia. Sólo necesitamos voluntad.

Perfil

Soy Gustavo A. Aguilar Morelli, nací en Valledupar, Cesar, hace 36 años. Colombiano y Canadiense. Bachiller egresado del Gimnasio del Norte. Premio Andrés Bello Cesar 2001. Físico Puro e Ingeniero Eléctrico de la Universidad de Los Andes / University of Regina (Canadá). Especialista en Ingeniería de la Producción Automatizada, en la ÉTS École Supérieure de Technologie (Canadá). Trilingüe (ES/EN/FR). Líder del equipo de Soporte Técnico de PremierTech para las Américas. Palmarés en Service Cliente Premiertech (2016). Experto en robótica FANUC, una de las marcas de robots más reconocida del mundo, con sedes principales en Minamitsuru (Japón) y Detroit (EEUU). Hijo mayor del hogar conformado por los abogados cesarenses María Luisa Morelli Andrade y Gustavo Aguilar Valle (Q.E.P.D). Apasionado por la astronomía, la música vallenata, la tambora, la guitarra, el fútbol, el tenis, el yoga, los aviones, la lectura (siendo Gabriel García Márquez y Dan Brown mis escritores favoritos) y el realizar obras de beneficencia en favor de personas en estado de necesidad.

agug@premiertech.com
ga.morelli@yahoo.ca
ca.linkedin.com/in/gaguila/

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here