Playas y rancherías de La Guajira recibirán limpiezas

Departamento de La Guajira
Foto: cortesía

Conforme a la normatividad ambiental del país, la Corporación Autónoma Regional de La Guajira, Corpoguajira, emitió un concepto para la realización de trabajos de limpieza en las playas de Riohacha y el delta del río Ranchería.

Le puede interesar: Onda tropical al oriente del mar Caribe podría afectar La Guajira: Ideam

A partir de las condiciones específicas de la zona costera de esta parte del departamento, la limpieza debe realizarse de manera manual y con herramientas menores como palas y guadañas.

La remoción de cadillo y otras especies consideradas invasoras, se debe realizar de la misma forma evitando no afectar las propias de playa que se encuentren a su alrededor. Adicionalmente, la regeneración natural del manglar no debe ser intervenida y no puede utilizarse maquinaria pesada ya que puede alterar la dinámica de formación de dunas y actividad de macrofauna.

Lea: En foro virtual se hablará de emprendimiento Cultural en la Guajira y Liderazgo femenino Wayúu

En algunas zonas que presentan una apariencia de arena compacta, se considera ambientalmente viable el uso de una barredora mecánica siempre y cuando no se afecte la vegetación y una vez se cuente con la línea base de condiciones actuales que deberá presentar la Alcaldía a la autoridad ambiental.

Cabe destacar que, en el Plan de Ordenamiento Territorial de Riohacha, las playas están consideradas como zona de conservación y deben implementarse planes para garantizar la sostenibilidad de las mismas. Por otro lado, el Delta del río Ranchería presenta características biológicas propicias para el crecimiento de manglares, ecosistema clave para el desarrollo de fauna silvestre propia de las zonas costeras ya que son terrenos que sirven para alimento, anidamiento y refugio para diferentes especies.

Más: Firman acuerdo por el Cesar y La Guajira

Corpoguajira ha recomendado adicionalmente, que el Distrito de Riohacha adelante un estudio que permita conocer el verdadero estado ambiental de cada playa urbana o rural de su jurisdicción, lo que le permitirá realizar la zonificación turística y formular los correspondientes planes de intervención como limpiezas u otros trabajos.