Consejos para evitar el guayabo sexual en pleno festival

0
120

Nereyda Lacera*

“A quién se le canta aquí

a quién se le dan las gracias

A los que vienen de afuera

o a los dueños de la casa”

Llega otro festival vallenato cargado de música interpretada por cajas, guacharacas y acordeones y detrás de los concursantes y otros exponentes de este hermoso folclor, llegan los turistas que se suman a los que viven en la ciudad. Empieza entonces una maratón de varios días en la que abunda el baile, la parranda, el licor, la comida, las drogas y el sexo.

¿Te alarma saber esto? Aunque te parezca exagerado, los ingredientes de un jolgorio musical son los mismos en todas las fiestas y no varían mucho; ya sea una rumba electrónica o una feria de pueblo, los excesos están al alcance de todos y por eso es importante que los conozcamos para prevenir resacas desagradables que pueden prolongarse incluso por años.

Quiero darte algunas recomendaciones para que te goces el festival a lo máximo, sin excesos ni embarradas que te lleven a gritar un ‘ay ombe’, diferente al que se escucha en las parrandas vallenatas.

  • Procura tomar con moderación y alternar el trago con comida. La borrachera no lleva a nada bueno, excepto la euforia del momento. Si no estás acostumbrado a tomar es recomendable hacerlo prudentemente, con tragos cortos o mezclados con hielo o gaseosa. Los pasabocas (frutas, papitas, maní) son geniales para entremezclarlos con el licor y evitar que este último se te suba a la cabeza.
  • Las comidas y sopas que se reparten en las parrandas sirven para prevenir la embriaguez, así que no te niegues a comer. Algunas personas no tienen apetito mientras toman y a ellas se les aconseja ingerir algunas porciones pequeñas de galletas, sánduches o jamón.
  • Si consumes drogas psicotrópicas ten cuidado a quién se las compras; verifica su procedencia o pureza. Cuídate de no desbordarte en su consumo porque puedes terminar el festival detenido por la policía  o en una camilla de hospital.
  • Para nadie es desconocido que el sexo es un acompañante de todas las fiestas. Ya sea que tengas una relación que dure menos que un paseo vallenato o se concrete algo que venías trabajando desde hace tiempo, es importante que no eches a perder lo que podría ser una buena encamada.
  • El licor en exceso no es buen amigo del sexo; dificulta una buena erección en los hombres y altera la respuesta orgásmica en las mujeres. Y si le sumamos el efecto depresor del trago sobre el  sistema nervioso, es posible que termines dormido en plena faena amorosa y hagas el peor oso de tu vida.
  • Cuando alguien está prendido por los tragos, aumentan las conductas impulsivas que en sano juicio no existen. Esto explica el por qué las orgías, el sexo desenfrenado y en público o las ‘locuras’ sexuales aumentan durante las rumbas; cuando se está en sano juicio pueden venir los arrepentimientos, la vergüenza e incluso los conflictos familiares o de pareja. ¡Mucho cuidado con los excesos!
  • El condón debe estar en tu bolsillo o cartera por si las moscas. Una sola relación sexual es suficiente para sufrir de un guayabo sexual terrible, en caso de contagio con una infección de transmisión sexual o VIH, o de que la prueba de embarazo salga positiva pocas semanas después de haberse coronado un nuevo rey vallenato. ¡Evita que te coronen a ti también!
  • Si la embarraste y no usaste condón o este se deslizó, recuerda que está la opción de la pastilla de emergencia aunque ella no protege de infecciones. Tienes que estar alerta para que el sexo no te deje una fuerte resaca.
  • Tener sexo con personas desconocidas es tan riesgoso como el cambio frecuente de parejas sexuales, ya que se aumenta exponencialmente la posibilidad de adquirir infecciones. No bajes la guardia así conozcas a la pareja o te parezca juiciosa; nadie conoce el pasado sexual de los demás y fácilmente te puedes ganar un dolor de cabeza.
  • Si tuviste una relación de riesgo, incluyendo el sexo oral sin protección, te recomiendo acudir al médico y hacerte unas pruebas de laboratorio apenas haya terminado el festival. El examen para detectar el VIH debe esperar tres meses mínimos para hacerlo, de modo que en julio estarás recordando aún los aires vallenatos.

¿No es mejor prevenir un guayabo sexual? Disfruten sanamente el festival vallenato y gocen por los vallenatos que nos quedamos en la fría capital de Colombia.

 

*Médica Sexóloga

http://dranereydalacera.com/

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here