Warning: filemtime() [function.filemtime]: stat failed for D:\Hosting\10450981\html\wp-content/cache/nextend/web\n2-ss-15\n2-ss-15.css in D:\Hosting\10450981\html\wp-content\plugins\smart-slider-3\nextend\library\libraries\assets\css\assets.php on line 26
Usted esta aquí
Inicio > En Actualidad > Guzmán Quintero Torres, una escuela inmortal del periodismo

Guzmán Quintero Torres, una escuela inmortal del periodismo

Familiares, amigos y colegas de Guzmán Quintero Torres, recuerdan con admiración y cariño a este icono del periodismo en la ciudad, su personalidad emotiva, comprometida, alegre, su compromiso con el oficio y su legado dejan ver que siempre les dio voz a las víctimas.

Este año cuando Guzmán Quintero Torres cumple 18 años  de su partida, por un cruel asesinato, los estudiantes de la universidad Popular del Cesar, inscritos en la catedra de Macondo, hacen remembranza de su historia  a través de expresiones como la memoria.  Ellos consideran que el  caso de Guzmán nos llama a reflexionar, el por qué siguen sucediendo después de tantos años (1999) estos crímenes. Además nos plantean que crímenes como este no se deben seguir repitiendo, y desde esta catedra se plantean como objetivo, concientizar a la sociedad a trabajar para que no sigan sucediendo este tipo de cosas con personas que están comprometidas con o social.

Para ellos la noche lluviosa de aquel 16 de septiembre, la cual conocen por comentarios de familiares, amigos y colegas de Guzmán Quintero, quienes relatan cuando dos sicarios lo asesinaron con tres disparos en el bar del hotel Los Cardones donde celebraba anticipadamente el cumpleaños de un colega. Los estudiantes afirman que el asesinato de este importante periodista de la ciudad fue un momento gris como el clima que se percibía ese día, porque silenciaron una voz crítica, investigativa y con espíritu de servicio.

Su esposa relata que a sus 36 años de edad todavía guardaba la nobleza de un niño, lo que demostró una herida en su mano izquierda prueba que antes de morir vio acercarse al asesino y  trató, inútilmente, de detener las balas. Su padre, lo recuerda con ojos entristecidos pero lo que expresa de su hijo revela el orgullo que siempre sintió y sentirá por él, así como sus dos hijos quienes a través de unas cartas expresaron sus sentimientos, enseñanzas y gratos recuerdos que les dejo su padre.

Así mismo, su es jefe Dikson Quiroz afirma, “hacen falta más guzmanes y aunque suene a frase de cajón revela una necesidad en un departamento que hoy vive en relativa calma pero con un pasado que aún no cicatriza. El solo hecho de que los periodistas más aguerridos de la región teman seguirle el rastro a la familia de Saide Maestre de Patillal, por ejemplo, es un indicio de lo que produjo el asesinato de Guzmán. La prensa del Cesar aún no se atreve a convertir a Quintero en lo que debería ser: el símbolo de la libertad de expresión de esa región”.

Resulta muy triste que hoy tengamos que replicar este párrafo publicado hace dos años por la revista Semana: “En Colombia han asesinado 152 periodistas desde 1977 y sólo en cuatro casos se ha podido sentenciar a toda la cadena criminal, desde su determinador hasta quienes llevaron a cabo de manera material los crímenes. No es el caso de Guzmán. Su muerte lleva impune 16 años y nadie en Valledupar se atreve a preguntar quién lo mandó matar”. Hoy no son 16, sino 18, hasta cuando cesaran tantas muertes a inocentes.

Deja un comentario

Top